Radio Pio XII: Una Mina de Coraje

Publicado: octubre 6, 2006 en Podcast

[odeo=http://odeo.com/audio/2118482/view]

José Ignacio López Vigil: En Bolivia existe una extendida práctica de emisoras comunitarias

Las radios comunitarias son un componente esencial dentro de este proceso destinado a devolver la voz arrebatada a los pueblos por la creciente comercialización y alienación de los medios de comunicación, considera el conocido comunicador ecuatoriano, José Ignacio López Vigil.López Vigil sabe lo que dice. Su amplia experiencia en el estudio y en la promoción de radios comunitarias como parte de un proceso de afirmación de los movimientos populares y de la identidad nacional, hacen de él una palabra autorizada sobre el tema. En el caso de la experiencia boliviana es conocido su trabajo “Radio Pio XII, Una Mina de Coraje”, una historia en la que los “convertidores”, se tornan en “conversos”. Corrían los años 50 y el gobierno de entonces veía con recelo la influencia “comunista” en los campamentos mineros. Había que buscar alguna forma de revertir esa situación y se decidió traer al país un grupo de religiosos de la orden de los Oblatos para que, radio Pio XII mediante, se intentara eliminar esa “nefasta” influencia.Con el curso de los años, se evidenció que los resultados no eran los esperados. Los religiosos, confrontados ante la dramática situación de las minas, se adhirieron al movimiento minero a lo largo de un proceso que es brillantemente relatado en el libro Radio Pio XII, Una Mina de Coraje, una muestra de que la comunicación es un elemento esencial en la vida cotidiana de los pueblos y también en sus luchas, en la resistencia contra la opresión.PREGUNTA ABI.- Qué significan las radios comunitarias RESPUESTA JOSE IGNACIO LOPEZ VIGIL.- Las radios comunitarias en América Latina, -vamos a referirnos a América Latina y el Caribe- no nacen ahora, tienen muchos años y Bolivia es de los primero países pioneros, solo que los nombres han cambiado. Se han llamado radios populares, se han llamado radios educativas en Colombia; se han llamado radios libres en Brasil; radios participativas, en Centro América. Se han llamado, radios comunitarias sobre todo en Argentina, Chile, Canadá.En Bolivia hay una tradición muy importante de lo que fueron las radios mineras en los años 50, y también lo que fueron las radios populares o la educación radiofónica que nucleó Erbol, y que si mi memoria no me falla, fue fundada como a inicios de los años 60.Estas radios comunitarias entonces han cambiado el nombre. A veces han cambiado los dueños, los coordinadores de las mismas, sin embargo el objetivo viene siendo similar, ¿cuál es el objetivo, cuál es el desafío?, democratizar la palabra, permitir acceso a las mayorías nacionales a la palabra pública.

Los medios de comunicación,- hay que reconocer- tanto la prensa, como la radio, como la televisión, los medios de comunicación son elitistas en la medida en que concentran cada vez más la propiedad de los mismos. Una radio comunitaria quiere hacer el camino exactamente contrario, devolver la palabra, devolver el protagonismo a una ciudadanía que tiene derecho a ejercer su libertad de expresión, la libertad de expresión no es un privilegio de periodistas, o de un sector social. La libertad de expresión o el ejercicio de esa libertad es universal, como lo reconoce la carta universal de los derechos humanos en su artículo 19.

Una radio comunitaria entonces va a ser lo primero, va a ser un espacio donde todas las voces se escuchen y se respeten. Digo en plural “todas las voces” porque el pueblo no tiene una voz, el pueblo tiene muchas voces. Hay muchas opiniones, hay opiniones encontradas, hay opiniones opuestas, hay a favor, hay en contra, hay en el medio, hay quien sabe y quien no sabe. Todas esas voces con diferencias políticas, con diferencias religiosas, con diferencias culturales, con diferentes idiomas, con diferentes gustos y necesidades, se expresarán y deben expresarse en una radio comunitaria.

Y esto ha sido la práctica, diría yo, en América Latina durante muchos años, Bolivia tiene mucho que decir en esa historia de la radio alternativa latinoamericana.

ABI.- Usted que ha sido un estudioso, podría hacer una diferencia de cuáles son las diferencias de los movimientos sociales respecto hace 20, 30 años a la actualidad.

ILV.- Las radios hace 20 años, es decir, en los años 80 tanto en Bolivia como en América Latina respondían con mucha fuerza a un proyecto de construcción social de izquierda revolucionario. Apostábamos, seguimos apostando ahora, pero han cambiado algunas cosas, apostábamos por un mundo nuevo, por un hombre nuevo, por un país diferente, por una nueva América Latina.

Sin embargo, fíjate que en esa lucha, -y Bolivia no está exenta de eso- se olvidaron cosas totalmente fundamentales. Se olvidó que la lucha por un mundo diferente desde la radio o desde los medios de comunicación, tiene que tomar en cuenta a la mujer.

Toda la temática de género estaba ausente de la revolución popular, de la teología de la liberación popular, y de lo que fueron las batallas en los años 80. Yo me acuerdo todavía en siglo XX en el año 83 asistía a las reuniones sindicales de los mineros allá en el campamento y los hombres adelante y las mujeres atrás, los hombres hablando y las mujeres en silencio.

El tema ecológico no estaba presente, el tema, diríamos cultural, intercultural indígena, tampoco estaba presente. Entonces creo que el desafío se mantiene igual, la utopía de una lucha por un mundo mejor se mantiene igual en cuando a una mayor justicia en nuestros países, pero se ha enriquecido el desafío, y se ha complicado también, porque necesitamos a ese desafío de justicia social, ponerle un componente de género, ponerle un componente cultural, ponerle un componente ecológico, ponerle un componente generacional, ponerle un componente infantil, ponerle un protagonismo juvenil, en fin, toda una serie de matices que van a enriquecer la propuesta revolucionaria de la Bolivia de hoy, de la Venezuela de hoy, de la América Latina de hoy, que con sus más y sus menos está buscando poner en práctica el sueño de Bolívar.

ABI.- El de la tecnología la concentración de los medios de información privadas también se constituyen en trabas.

ILV.- En unas trabas y más que trabas en unas guerras mediáticas feroces muchas veces. Claro, hoy día cualquier sabe que el poder se construye desde los medios de comunicación. Decían la prensa es el cuarto poder, en realidad hoy día uno se pregunta si no es el primer poder, porque en la Venezuela de hoy son los medios de comunicación y concretamente las grandes televisoras las que están llevando una lucha frontal contra el proceso revolucionario de Hugo Chávez y las que protagonizaron el golpe de estado del año 2002.

Esos medios de comunicación arrogantes, no solo en Venezuela, en todos los países de América Latina –yo vivo en Lima Perú y la arrogancia de las televisoras peruanas es insoportable por decirlo-, una arrogancia, una prepotencia, un creerse jueces de vivos y muertos, y creer que ellos pueden poner y quitar presidentes. Frente a esa arrogancia mediática hace falta una alternativa.

La alternativa planteada aquí en Bolivia de radios comunitarias, espero que también de televisoras comunitarias, unos medios de comunicación alternativos, que le devuelvan palabra, que le devuelvan imagen al pueblo, que hagan que la gente ejerza su libertad de expresión desde medios propios, y no cuando la derecha arrogante quiera invitarlas, etc. Creo es el camino.

Pero ese camino de radios comunitarias, de televisoras comunitarias hay que fortalecerlo, se requiere capacitación, no es así no más que la gente aprenda a comunicarse. Hace falta procesos de capacitación en los núcleos de esas radios, hace falta intercambio de producciones, hace falta muchas cosas para que esa red de radios comunitarias florezca con fuerza.

Creo que tienen ustedes una cosa excelente aquí en Bolivia ahora, que es que la radio Patria Nueva, el Canal 7, la misma ABI, están como matrices, como sustentadoras del proyecto, y eso fortalece mucho.

ABI.- Este control de los medios de información de parte de poderosos empresarios que siguen una línea política, se podría decir que le ha quitado el derecho de voz al pueblo.

ILV.- Completamente. Yo vivo en Lima; Lima tiene 8 millones de habitantes ya va para 9. En el espectro de Lima tiene tanto en FM como en AM ¿cuántas emisoras habrá? 100 emisoras posiblemente más, salvo una más o menos, salvo dos, todas las demás son emisoras para sonar música, la música de las grandes disqueras, no la música del pueblo. Es una música que quieren promocionar las grandes disqueras, para leer los periódicos y las noticias de las grandes cadenas, no las noticias alternativas sino la telebasura y radio basura, locutores gritones, locutores arrogantes, locutores muy racistas y muy discriminadores.

Entonces esos medios de comunicación, claro que han silenciado. Precisamente hay que romper ese silencio, hubo un tiempo en que decían, las radios comunitarias son la voz de los sin voz. No, no, no, el pueblo siempre ha tenido voz. El pueblo no es mudo, el pueblo siempre ha tenido voz, pero ha sido silenciado, silenciado por estos grandes empresarios, con hambre monopólica, con hambre política. Tenemos que romper ese silencio al que nos han condenado desde hace tantos siglos.

ABI.- Ese debe de ser ahora el objetivo de las radios comunitarias.

ILV.- Yo creo que si, creo que hay que devolver palabra, hay que devolver imagen, hay que promover la autoestima de la gente viéndose y escuchándose, y hay que hacer que esa ciudadanía boliviana protagonice un nuevo periodismo; un periodismo en que nosotros, diríamos periodistas profesionales, les ayudemos a esa ciudadanía, seamos servidores de esa ciudadanía, para que esa ciudadanía ejerza un nuevo periodismo donde ellos sean los protagonistas.

ABI.- La comunicación debe ser parte de los procesos de cambio.

ILV.- Debe ser, es, y lo será y cada vez más con más fuerza. Hoy día no es posible pensar políticamente sin pensar comunicacionalmente. Hoy día no es posible, siempre dicen si no sale en la televisión, sino sale en los medios no existe. Esta verdad mediática tan fundamental que antes no era así, porque antes el que llenaba la plaza San Francisco, la política se hacía en la plaza y en la Santa Cruz, pero hoy día no es así, hoy día la política se hace también en las plazas, obviamente.

López Obrador lo está demostrando en México, pero hoy día el poder se construye desde los medios de comunicación, y lo que queremos exactamente es construir poder popular, y devolver poder a una ciudadanía, empoderar a nuestra ciudadanía boliviana y latinoamericana, y esto es imposible hacerlo sin un proyecto importante, inteligente, de comunicación.

ABI.- Cómo ve ahora a Bolivia en temas de comunicación.

ILV.- Siempre he sido muy optimista con Bolivia en temas de comunicación, no ahora con estas excelentes iniciativas del gobierno de Evo Morales, sino desde hace mucho tiempo, porque Bolivia, yo la primera vez que he venido a Bolivia fue en el año 83, y siempre que he regresado de Bolivia me he llevado una nueva sorpresa comunicacional.

Cuando no eran las radios mineras eran las radios aymaras del lago Titicaca, cuando no eran las radios universitarias eran las televisoras municipales. Bolivia tiene una efervescencia de comunicación, tal vez por ser un país tan grande y tan vacío respecto a otros países latinoamericanos, la comunicación es absolutamente indispensable.

En Bolivia no se puede vivir sin la comunicación y creo que Bolivia es un país que ha demostrado a lo largo de su historia una imaginación, una creatividad enorme en temáticas de comunicación.
Lcr/jca ABI
Tomado de ABI
Los derechos de autor son de Radio Nederland

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s